Evgueni Stuchenko: A la izquierda muchachos, a la izquierda, pero nunca más a la izquierda de vuest

miércoles, 23 de febrero de 2011

CONTORNOS FAMILIARES


Desgracia y esperanza compartidas




Mira qué guapo es Rubén




y además con idea en la mollera



... y con luz meridional


¿Verdad que sí?


 En un crepusculario* filial




y en París,
siempre el amor

Pero no te escondas, hombre

A mi hijo, en su cumpleaños

* El sustantivo crepusculario se lo debemos a Pablo Neruda, así como presumo que derivadario puedo apuntármelo yo, a menos que la historia se lo asigne a un famoso que salga por ahí ganando pasta

5 comentarios:

Talbanés dijo...

Precioso regalo para el cumpleaños de tu Rubén. Un saludo Prudencio.

PD: con tu permiso te cojo prestada la primera foto de esta entrada, es muy bonita.

Prudencio Salces dijo...

Es de mi hija, le daré a ella tu agradecimiento que se alegrará

Alfonso García Rivero dijo...

Bonitos recuerdos de un padre a un hijo. Padre que incluso ve guapo a su hijo, aunque lo sea y guapas las muchachas, y la señora.
Amor que perdura, aunque padre.
Flor que no madura, aunque joven.

Carmela dijo...

Bellas imágenes familiares.
Hermosa dedicatoria al cumple de tu hijo.
Sugerente la primera foto .Muy bien lograda.
"Derivadario" se te adjudica a ti exclusivamente.No tengas dudas.
Un abrazo , Pruden.

I. dijo...

Qué bonito, tío.