Evgueni Stuchenko: A la izquierda muchachos, a la izquierda, pero nunca más a la izquierda de vuest

lunes, 22 de agosto de 2011

Hallazgo. Jesús Cancio, Poeta del Mar



1


En Polanco
el día que llegué
se me ha perdido algo,

algo de la memoria
transmigrante, un árbol
del mar ciego, su poeta
cántabro,

qué he perdido en Polanco,


qué me hallé
por sus calles anónimas, silencio, paz, despacio,
piedras florales, casas
diciéndome que antaño
murió un poeta ciego,
de su mar desterrado


2


Me hallé en la estancia verde, evanescente,
del placer, la inquietud, su quebranto,
sin saber que existiera
la soledad de un árbol
que, antiguo, ha resistido
para darme la luz en un abrazo


Me quedaré en Polanco,
calmo de espíritu,
pueblo de espíritus calmos,
me quedaré a respirar
la penúltima vida, oscura en lecho blanco
que segada viviera
Jesús Cancio


18-20 de agosto de 2011


Jesús Cancio. De su libro Bronces de mi costa.




Pobres de los ahogados,
de los hundidos en la niebla inmensa,
en la ancha tumba anónima
sin una cruz ni una cordial leyenda,
Pobres de los ahogados,
día y noche rodando por la arena
sin una mano amiga
que les cierre los ojos y les prenda
en el hinchado pecho
la cruz que lleva a Dios al que la ostenta.
Pobres de los ahogados,
día y noche rodando entre las peñas
al empujón sin alma
de resacas, corrientes y mareas.
Señor, si los dejaste
a merced de la trágica galerna,
concédeles al menos,
en un gesto, no más, de tu clemencia
que descansen en paz bajo unas flores
igual que sus hermanos de la tierra.

No hay comentarios: